El Gobierno paga las consecuencias de no haber dicho la verdad

  OPINIÓN  
“Cambiemos quiso que su llegada al poder fuera una especie de revolución del optimismo, y eso mismo le impidió dar malas noticias. El Gobierno actuó bajo la suposición de que, si se sinceraba completamente, la gente no iba a poder tolerar la realidad. En cambio, dijeron que en seis meses todo estaría resuelto, y hasta ahora, 38 meses después, están pagando las consecuencias de esa decisión”. [Perfil | Eduardo Reina]

Comentarios

Entradas más populares de este blog

Vicegobernadora de Entre Ríos: ...no se publican los contratos de asesores de los senadores porque estos no la dejan

Cristina es tan mafiosa que sería capaz de declarar en contra de Néstor para salvarse

MUNDIAL DE FÚTBOL QATAR. La experiencia de una paranaense “trotamundos”